Si eres amante de las papas fritas y no puedes resistir la sensación crunchy en tu boca, pues no desesperes que puedes comer batatas “fritas” horneadas. Es una forma de comer algo parecido (hasta el nombre es parecido), con un insuperable sabor, y lo mejor de todo, ¡saludable!

La batata es, sin lugar a dudas, un alimento que hay que consumir más a menudo (preferiblemente de desayuno o almuerzo si se está en un régimen de pérdida de peso). Es un carbohidrato hipoalergénico, alto en fibra y antioxidantes, y con bajo en índice glucémico, y se puede cocinar de muchísimas formas. Es un excelente sustituto de la papa cuando queremos un acompañante similar a las papas fritas.

Pero es momento de empezar a cocinarlas. Manos a la obra.

¿Qué necesito?

  • 4 batatas medianas con piel, muy bien lavadas
  • 1 cdta. de sal marina
  • 1 cdta. de polvo de chile
  • Pimienta molida
  • Spray antiadherente

¿Cómo las hago?

  • Precalienta el horno a 350 °F mientras picas las batatas con todo y piel en palitos de 1 centímetro, aproximadamente.
  • Luego, coloca todos los pedazos en una bolsa plástica junto con la sal, la pimienta y el chile, y sacúdelo bien.
  • Finalmente, rocía el spray antiadherente en una bandeja, saca las batatas de la bolsa, distribúyelas bien sobre la bandeja y hornéalas por 30 minutos. ¡Y a comer!

Recuerda que hay que comer delicioso y sano, por eso debes hacerte un estratega con la comida. Si quieres otras estrategias para comer igual de rico pero saludable no dudes en adquirir ya el libro de “Las recetas de @SaschaFitness”.